La protagonista de la saga Crepúsculo está de moda. Este mes protagoniza dos antagónicas portadas en las que se muestra a la chica dulce y a la vampiresa pero Kristen trata de enseñar cómo es la joven que está detrás de la actriz que levanta pasiones.
A pesar de que todas las miradas se centren en ella con cada aparición pública y que trate de llevar con la mayor discreción posible su relación con su compañero de reparto Robert Pattinson, Kristen no ha sucumbido a los dictámenes del mundo hollywoodiense.
Fiel a su estilo no ha cambiado las Converse por Manolos, ni tiene intención de hacerlo. La actriz rompe esquemas con su singular personalidad y su físico arrollador. No obstante reconoce a la revista 'GQ', que no siempre ha sido así: "Me sentí como un chico durante mucho tiempo".
Pero ahora las cosas han cambiado por eso Kristen afirma: "Ahora me siento como una mujer". Y no es de extrañar después de ver las increíbles sesiones fotográficas que protagoniza.
La artista también es la chica de portada de la revista 'Glamour'. A ellos, además de confesar que elegiría a Taylor Lautner antes que a su novio para ver las películas de la saga que protagoniza, les ha hablado de los consejos que da a la hora de tener una relación.
"Un buen consejo para las relaciones es tratar de ser honesto y conocerte a ti mismo. No seas idiota. Esa es mi recomendación. No seas mala persona. No te quedes con la mierda ni te hundas poco a poco".